jueves, 26 de marzo de 2009

QUIERO MORIME DE DOLOR

Hay veces que quisiera olvidar todo,

de aventar las palabras a la inmensidad del mar,

a la eternidad de l olvido,

de perderme en mis pensamientos y morir fatalmente

en mi mismo

Sobre todas las cosas, volar en aquella vida paralela

llamada muerte

de caminar sobre espinas y quemarme las manos

sufrir dolor agudo

Abrirme el pecho y saber de que estoy echo

volver a nacer en uno mismo,


quisiera a veces ser una rosa de ornato

que ilumina la belleza artificial de un cuarto

ser maltratada por todas las miradas pérfidas de los humanos.

secarme en medio del caos y que nadie me haga caso


El dolor no es sufrimiento

ni clemencia


En ocasiones prefiero estar en un zoológico

morirme de soledad

que me engorden y piensen que estoy vivo

cuando ya no respiro,

o como el pájaro enclaustrado en la jaula

que vuela desesperado de un lado y otro

el humano piensa

que esta contento,

èl esta en agonía,

pero él no lo sabe, solo lo supone.


Quiero beber veneno, y salir vivo

pero no en este mundo

si no en aquel, que en el olvido pierde

cuando la eternidad aclama.

Morirme en mi sueño

Y quedarme en el ilidió


el dolor es un pellizco de vida

un suspiro de vida

una palabra de existencia,


quiero sentir el dolor más grande de la vida

el parir un hijo

el sonreír cuando lo tengo en mis manos

saber que adentro de mí vientre,

me muero,

el dolor más grande de lo cotidiano

es fingir que estoy vivo

cuando estoy derramando bilis del enojo

Solo lo imagino

Hoy parí un bolo de palabras

Un candil de sueños

Una nada de todo

me quiero morir de dolor

Por que he probado la máxima felicidad

La vida

2 comentarios:

victor ibarra dijo...

Me gusta la esencia del poema, pero creo que tiene errores de redacción. Cuidado con las cacofonías!!!

Salute maese. Nos vemos la próxima semana.

diego dijo...

¿Por que?

Publicar un comentario