miércoles, 4 de agosto de 2010

Clytorarde

Como no secarse en palabras
dejar crecer la mano en una sombra
sobre este papel
después de la llovizna normanda
que en medio del verano
a las maravillas les calma el clítoris.
                                       Clytie arde
                                       Clytorarde
El sol estira sus sábanas
el muy canchero las llama
Clytorarde el clítoris.
Como no secarse en palabras
ante tal espectáculo en mi patio.

0 comentarios:

Publicar un comentario